Archivo de Mayo de 2014

La Pirámide

Miércoles, 14 de Mayo de 2014

Había un juego malévolo que circuló muy poco tiempo allá a mediados de los 80 y en el que están basadas la mayoría de estafas y banco-rotas actuales que es el famoso sistema de “la pirámide” en que los primero se hinchaban de ganar dinero fácil y sin ningún tipo de esfuerzo pero a partir de la tercera “línea de derechos” ya todo eran pérdidas. Para los que no lo han pillado es aquel “juego-trampa” en que recibías una lista con un número determinado de nombres y sus números de cuenta corriente en la que debías de hacer un determinado número de transferencias de dinero a los primeros de la lista para tú anotarte en el último lugar y borrar al primero, y luego mandar esta lista a “tu círculo de amistades” para que hicieran lo mismo, y en una lógica que nunca se cumplía si nadie, y tenía que ser nadie, fallaba, al cabo de unos días tú recibías por el “sistema piramidal del juego” una cantidad de transferencias en tu cuenta corriente. La verdad es que los primeros se hincharon en ganar dinero fácil y liberado de cualquier compromiso, porque en el fondo eran donaciones voluntarias que, por supuesto nadie declaraba.

Y ¿por qué traigo esto a colación?, pues porque viendo y oyendo al cuarto poder que es el más poderoso, me refiero a los medios de comunicación en general que nos están machacando e intoxicando con noticias de los políticos y los “entes” de poder económico que es para volverse loco o majareta. Todo son noticias que en un principio son inconexas y no muy influenciables unas con otras pero, analizado con un poco de meticulosidad uno, al menos yo, me doy cuenta que de la manera como nos las cuentan nos invierten el motivo del interés por el que se hacen las cosas. Las personas, la gente, estamos divididos en “clases”, y lo han hecho muy sutilmente, esta afirmación que en un principio parece de Perogrullo, tiene mucha más profundidad de lo que parece. El resumen de inicio para el estudio podría ser perfectamente el que nos hiciéramos cada uno la pregunta de: “trabajamos para vivir o vivimos para trabajar” (otra de Perogrullo). Lo cierto es que al estar ya marcados desde que nacemos, vivimos no ya para trabajar, ni tampoco trabajamos para vivir, si no que nos movemos, nos mueven como quieren que nos comportemos para que “la elite de las clases” jueguen al juego de la vida a su placer y para darse placer, que es en definitiva lo único que les motiva. Se sirven de nosotros y para lo cual no dudan en mentirnos lo que haga falta, o si les es necesario legislan y utilizan el poder que tienen para sus, en las muchas veces, podridos objetivos.

En estos momentos están todos los políticos metidos e inmersos en la campaña electoral para las elecciones al Parlamento Europeo, y es de risa, o mejor para ponerse a llorar, pero que pandilla de trileros están hechos. Analicemos un poco respecto de lo que gritan desde los púlpitos: Votad derechas que somos los que mejor lo hacemos!, no votes izquierdas que lo hunden todo!, votad izquierdas que somos los más solidarios!, votadme a mí que soy muy honrado, el más y mejor de los que se presentan a las elecciones!. Resulta que si votas una formación determinada de centro-derecha, está formada por una coalición de dos partidos del que uno es de derecha pura, o sea ideología encontrada y que encima cuando lleguen a Estrasburgo cada diputado que ha formado parte de la misma lista, se alineará con un grupo distinto del otro, demencial. Otra de Perogrullo, de todos es conocido el antagonismo entre derechas y comunistas de izquierdas, pues bien tenemos una autonomía, a la que por cierto en estos momentos le han presentado una moción de censura, en que gobierna una derecha tirando a extrema apoyada por nada más y nada menos que el partido comunista, increíble pero cierto, sería bueno que explicaran con claridad que les une para estar tan juntitos y bien avenidos. O los que se dicen demócratas pero, al mismo tiempo pregonan públicamente que el que no piense como dice la dirección del partido es mejor que se vayan, o sea todo un alarde y lujo de democracia.

El resumen es que estamos jodidos muy jodidos, y ¿qué podemos esperar? de los políticos actuales y la forma y manera que están legislando en todos los ámbitos, la enseñanza para “españolizar”, la justicia para los ricos (tasas) y para reprimir por pensamiento personal, familiar e ideológico (ley del aborto), la economía para enriquecerse aún más, como si no se puede amparar a un banco con dinero público y dejar en la calle a familias desgraciadas sin trabajo ni posibles con hijos menores. Una objeción a modo de justificación tengo que hacer al respecto: O somos mansos, o es que no estamos tan mal, u lo que es peor, que creo es la realidad, y es que estamos “cagados de miedo” y rezamos para que nos quedemos como estamos y no nos empeore el asunto, y claro “ellos”¹ desde el poder son conocedores de ello para esto tienen todos los medios de vigilancia y control sin límite alguno por lo que saben apretar y apretar pero, dejando pasar el mínimo de aire para que no nos ahoguemos, al menos no todos suframos de verdad.

Salut.

¹ Son fáciles de localizar, busca donde mandan y hay poder y corrupción. Los cabecillas son “ellos”.